Flors al Mercat 2022

Mi participación en Flors al Mercat 2022🌿

El fin de semana del 28 y 29 de Mayo llegaba mi primer market del año: mi participación como ilustradora en Flors al Mercat, un mercado relacionado con la botánica, la ecología y los estilos de vida saludables y respetuosos con el planeta.

 

Pude, pese a estar del todo absorbida en mi propia experiencia, conocer a muchos otros participantes y sus propuestas, todas ellas diversas y en general muy interesantes.

Artesanía local y sostenible

En esta tercera edición (se lleva haciendo desde 2019 a excepción del 2020 por la pandemia) había más de 150 participantes, repartidos en varias categorías: gastronomía, floristas y arte floral y artesanía. Yo personalmente estaba en este último grupo, junto con otras ilustradoras, ceramistas y creadores locales. Por otro lado se organizaron varios talleres gratuitos para todos los públicos, como por ejemplo el intercambio de esquejes, plantas y semillas. Todo eso bien acompañado de música y ambiente festivo.

Os dejo algunas marcas que conocí ese fin de semana gracias a estar ahí presente:

🌿Sapone di Valeria: cosmética sólida natural, tienen su tienda en Santa Coloma de Gramenet.

🌿Fedra: floristería-Concept store de plantas de interior y terrariums en el barrio de Poble Sec, Barcelona.

🌿La-a: floristería con creaciones propias de madera, hierro y cerámica donde poner tus plantas en el barrio de Gracia, Barcelona.

🌿Roast Club Café: café de especialidad y tostador, tienen dos locales en Barcelona.

🌿Masala-Chy: Concentrado de té Chai listo para tomar. Probé su Chai Latte con leche de guisantes y hielo, y me gustó mucho.

         


Organización y preparativos

Para llegar a una feria-mercado-convención es clave empezar a preparar todo lo que necesites con mucha antelación. Fueron unas semanas previas de hacer muchas, muchas láminas, cortar cartones, firmar, sellar, empaquetar, contar y numerar, poner a punto los métodos de pago, comprar materiales, comprobar las medidas y especificaciones del stand, hacer las pruebas de montaje previas, organizar el transporte y muchos otros detalles que en sí son mundanos, pero cuando se juntan todos hacen una bola enorme y la sensación general es de abrumación. Por ello, lo que me ayudó esta vez fue anticipar y empezar a preparar con mucho margen de tiempo. (parece mentira pues yo era de las que estudiaban un o dos días antes máximo).

 

Mi experiencia

Empecemos por lo malo: Estar físicamente en la calle vendiendo cualquier producto es duro. Hacerlo a pocas semanas de empezar el verano y en plena ola de calor, aún más.

Tanto la fase previa de organización como los días de market en sí conllevan una carga de estrés y trabajo muy alta, sumada a las muchas horas que pasas de pie e interactuando con mil inputs a la vez. Por ello se me hace necesario remarcar que como participante terminas rebentado, y ojo que al día siguiente toca trabajar de nuevo, al menos en mi caso. Un abrazo a los paradistas y comerciantes que trabajan de eso habitualmente, ¡Os entiendo y admiro! 

Todo ese esfuerzo se ve compensado por los momentos buenos y recuerdos que te llevas: la satisfacción de haber empezado y terminado todo el proceso, el apoyo que recibes tanto de los tuyos como de las personas desconocidas que se acercan y elogian tu trabajo.

Obviamente las personas que se deciden a comprar por primera vez y las que repiten y te alegran el día sólo con ese detalle. Me puso especialmente contenta una clienta que se enteró del evento gracias a mi publicación en Instagram, y vino expresamente a comprar más ilustraciones, pues ya tenía una lámina en su casa. ¡Muchísimas gracias Chleo!

 

Una vez terminado

El evento terminó el domingo a las 20h con una cerveza en mano, despidiendo la jornada con algunos pocos participantes que quedaban, pues la mayoría recogieron rápido para poder irse a descansar. Es ahí, en esas pequeñas charlas, donde te das cuenta que no eres tú solx, hay más personas que pasan por lo mismo que tú, aunque te dediques a algo distinto o tengas más o menos años de experiencia. 

Y casi sin darte cuenta se pasó el fin de semana, pues la mayoría del tiempo te lo pasas entregado al 100% para vender y atender, lejos de las pantallas y del reloj. 

Valoraciones: más allá de los números

Ser aceptado como participante es muy gratificante y retador a la vez. Sólo tenía de referencia la experiencia de mis compañeros de Mostaza e iba un poco nerviosa pues aún tengo pocas experiencias en mercados e intento mejorar cada vez que me sale uno. Pero se terminó el fin de semana y el sabor fue bueno, tanto económicamente como emocionalmente. Aun así tengo que decir que no fue así para todos, esto es sólo en base a mi punto de vista como ilustradora. 

         

Una pequeña reflexión: la solvencia de un evento así puede ser el objetivo principal pero, si no se da y acabas teniendo pérdidas, hay otro aspecto positivo de participar en este tipo de eventos que puede ayudar a alejar el sesgo negativo:  es el famoso ‘networking’ o lo que llamo yo conocer a profesionales de tu sector o relacionados con él. 

Ejemplo: Tenía de vecinos unos chicos que elaboran sus propios ecosistemas en forma de terrariums, además de vender todo tipo de plantas de interior: son los propietarios de Fedra y Terráneo, dos proyectos paralelos que se pueden ver y adquirir en su tienda en el barrio de Poble sec. Pude charlar con ellos y me propusieron una colaboración en su tienda, que espero mostrar de aquí poco. 

PD: Si estás suscritx a las newsletters,  te enviaré una contando un poquito sobre esta colaboración con Fedra. Si no lo estás, puedes hacerlo a través de mi página principal.

Algo que también me supo mal fue que no pude llegar a conocer bien todos los participantes ni pasarme a ratos a mirar o hablar detenidamente. Al final acabas interactuando más con quienes te rodean, y de golpe ¡pum! es ya la hora de desmontar y no te ha dado tiempo a ver más.

 

Pero sin duda me llevo un buen recuerdo. Espero que se sigan haciendo más y mejores ediciones como el fAM y alternativas similares, pues tienen buena cabida y acogida, y personalmente encuentro muy necesario el apoyo a todo pequeño comercio o creador que intenta dar su mejor versión, que apuesta por la sostenibilidad y se preocupa por su impacto en el planeta.🤍